El pene resulta el protagonista por excelencia de los encuentros sexuales; y es que no es poca cosa que  latino América se considere una cultura "penecentrista".

Tanto hombres como mujeres dedican la mayor parte del tiempo erótico compartido a estimular, enaltecer, querer y exigir a este órgano sexual.

Sin embargo, existen algunos datos o realidades acerca del pene, que muchos desconocen o no consideran a la hora del intercambio sexual. Por eso los invito a revisar estos prácticos consejos para superar algunas dificultades que vienen determinada por la genética, y con las cuales hay que aprender a disfrutar:

Medidas de pene: aunque todos los hombres viven con el deseo de poseer un pene mas grande del que tienen, no siempre resulta sinónimo de placer el alargamiento o engrosamiento del miembro. Si hablamos de números, todos los penes que en estado de erección resulten mayores a 7.5cm están en la capacidad de ofrecer intercambios sexuales placenteros.

 

Cuando se menciona el promedio del tamaño del pene (para nuestra región) la medida oscila alrededor de 15cm. Sin embargo, aunque la mayoría de los hombres desean verse igual de dotados que los actores pornos, la verdad es que esas imágenes están llenas de trucos de cámara, y si hablamos de la vagina la zona de mayor placer se ubica justamente en la entrada (clítoris, punto g, labios mayores y menores, etc)... Por eso resulta más provechoso y deseado por la mayoría del publico femenino el grosor versus el largo del pene.

Curvaturas del pene: resulta completamente normal que el pene una vez erecto muestre una ligera curvatura hacia arriba, abajo o alguno de los lados. Lo importante de este atributo es que no genere incomodidad alguna durante la estimulación sexual. Siempre que el hombre o la pareja sienta dolor, o molestia debido a lo pronunciado de la curva, o los obligue a acoplarse solo a través de ciertos movimientos o posiciones sexuales deben consultar con un médico urologo para que pueda evaluar si resulta necesario algún tipo de intervención médica..

Tratamientos para modificar el tamaño: existe infinidad de alternativas destinadas a cambiar el aspecto del pene; pero deben cuidarse de las estafas, o costosos tratamientos que solo generan un efecto temporal. En realidad si desean un cambio definitivo, deben consultar médicos especialistas en este tipo de intervenciones; además de considerar los riesgos que conlleva la intervención, así como los supuestos beneficios.

Por otro lado, los aparatos y ejercicios que se ofrecen en revistas y en internet como las bombas de vacío, gel,  pesas, etc.. Solo ofrecen una modificación aparente y temporal a la anatomía del genital.

Aprovecha los aliados sexuales: los juguetes eróticos destinados a vestir al pene con atributos que naturalmente no posee para lograr potenciar el placer que es capaz de ofrecer, resultan una alternativa más adecuada, efectiva, realista y económica.

Por ejemplo, pueden ubicar preservativos texturizados para ganar grosor, anillos para el pene que ayudan a mantener la erección y ofrecen una estimulacion adicional al clítoris durante la penetración; cremas con efecto vasodilatodor que ayudan a lograr erecciones más potentes, condones con extensión, y cualquier otra cantidad de detalles que además de ofrecer placer a ambos, no generan efectos secundarios.

Finalmente, los invito por un lado a los hombre a querer y valorar los atributos que poseen, sobre todo los que vienen determinados por la genética... Algo así como: aprender a vivir y disfrutar lo que tienen!; y en el caso de las mujeres la idea es que aprendan a reconocer las bondades de otras practicas sexuales distintas a la penetración que puedan resultar efectivas y que permitan distraer la atención y presión que mantenemos hacia el pene. Creo es hora de un merecido descanso...

@amorantunez Terapeuta Grupo Cima Bienestar

Amor Antunez.
Twitter: @
amorantunez
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.