Loading...
Loading17...

Carmen María Montiel: ¡Inocente! - #MuerdeAqui por Diego Kapeky (@diegokapeky)

La otrora reina de belleza y animadora liberada de todos los cargos


La otrora Miss Venezuela y Miss Sudamérica 1984 y posteriormente animadora de televisión fue declarada inocente de los cargos que en su contra pesaban por el caso de la Aerolínea United Airlines, donde en un vuelo que partió desde la ciudad de Houston –Texas-con destino a Bogotá, se suscitaron una serie de acontecimientos que colocaron a la zuliana en el ojo de la justicia norteamericana. Hoy vía telefónica habla en exclusiva para Muerde Aquí Rumberos y cuenta su versión de los hechos y el calvario que vivió por miedo de afrontar una dura realidad…

Ella ganó en 1984 la corona como la mujer más bella del país y posteriormente se convirtió en animadora de televisión. Cuando el éxito y la fama le sonreían, Carmen María Montiel tomó la decisión de abandonarlo todo y apostar al amor. Se casó con su prometido en 1988, luego de tres años de feliz noviazgo.

“Me casé totalmente enamorada y me fui con mi esposo Alex Lechin a vivir a Estados Unidos donde procreamos a tres hijos. A los dos o tres meses de casada sucedió el primer acto de violencia física…Me golpeó en el estómago, quedé en shock…pero  él me pidió perdón de rodillas, me dijo que no volvería a suceder y yo le creí...”.

“Legalmente estamos casados, pero separados desde el año 2014. El 23 de julio de ese año, por orden de la corte lo mandan a salir de la casa”

El fatídico vuelo…

El 5 de julio del año 2013, la pareja abordó junto con una de sus hijas el vuelo de la línea United Airlines desde Houston con destino a Bogotá. “El vuelo salió a las 11.58 de la noche y ya en el aire, le pedí a un azafato de nombre Samuel Oliver, una almohada y éste de forma poco cortés me respondió que no tenían. Yo en ingles le pregunté de forma chistosa: ¿Qué más nos va a quitar United Airlines a los pasajeros? Él me dijo que lo que me podía dar era dos cobijas, cosa que hizo.

Yo iba en la ventana y mí esposo a mi lado, me recosté en su hombro y sorpresivamente me golpeó. Llamó a ese empleado que es de origen brasilero y le dijo que yo estaba invadiendo su espacio, luego de eso, Alex se paró del asiento y habló con él. Al rato llegaron junto a dos personas más vestidas de civiles y me colocaron unas esposas de plástico. Mi hija que estaba sentada en el asiento frente a nosotros vio todo. En ese momento ella tenía 14 años, ahora tiene 16”

Pero salió un reportaje que aseguraba que venías ebria en el avión y que se armó todo un espectáculo…

“Eso es falso y se demostró en la corte -silencio- Estoy feliz porque finalmente y luego de tantas mentiras se hizo justicia. Doce personas del jurado de distintas profesiones, idiomas y extractos decidieron mi inocencia y sorpresivamente para mi, mi hija que lleva mi mismo nombre, testificó a mi favor en la corte. Digo sorpresivamente porque fue su decisión y yo no sabía que lo haría. La amo”

Demanda millonaria….

¿Qué viene ahora?

“Una demanda millonaria en contra de American Airlines y de ese señor-se refiere al azafato-que mintió y quedó plenamente demostrado”. Su declaración contrastó enormemente con la que hizo el Capitán del vuelo y eso fue determinante”

¿Quiénes sabían de los golpes que te propinaba tu esposo?  

“Mi hermana mayor y mi mejor amigo de infancia, Gustavo Hernández sabían todo.”

¿Por qué no hablaste antes, por que no te separaste de tu esposo?

“El miedo paraliza. Me decía que si lo dejaba se iba a suicidar, las mujeres tenemos el problema de que pensamos que todo lo podemos arreglar y no es así…

“Él siempre demostró ante los demás a “la familia feliz”, pero la realidad era otra…Él es médico y siempre ha fue una persona en casa y otra distinta ante los ojos de los demás, siempre  me subestimaba, me fue anulando poco a poco, me decía que era solo una miss, que sin él no era nadie y qué no podría sola… En el 2008 se agravó la situación”

“Él es médico y me medicaba por mi asma y luego me di cuenta que me ponía cosas en la bebida y que algo pasaba... Cuando discutíamos me decía: “Si te vas, te vas sin mis hijos, si te los llevas te acuso de secuestro”. Vivía aterrada, como en una jaula y solo las personas que pasamos por una situación así lo entendemos. El miedo te invade, los golpes, ofensas y maltratos sicológicos te van minimizando y te conviertes en un ser sin autoestima y valor”

Una nueva vida…  

¿Y ahora Carmen María?

“Quiero y merezco una nueva vida. Voy a escribir un libro para ayudar a las mujeres a reconocer por medio de mi experiencia a un hombre potencialmente agresivo, el infierno que viví, tiene que servir de forma positiva a muchas mujeres maltratadas como yo”. “En todo este tiempo en dos oportunidades puse la demanda de divorcio- en noviembre 26 de 2012 y caducó, nunca se la mostré por miedo y luego en el 22 de julio de 2013 la volví a colocar y esa si se la notifiqué,  él me decía cosas como que yo no me atrevería a divorciarme… “mira todo lo que te he hecho y no haces nada”…. Pero ya lo hice y solo falta divorciarme de él y volver a la vida. Existe una orden de protección, pero el miedo no desaparece, fueron muchos años de maltratos físicos y sicológicos, pero saldré adelante, por mi y por mis tres hijos a los cuales amo y son y han sido el centro de mi vida” 

 

Publicidad

 

Video Recomendado

Registrate

Reciba nuevos posteos por email: